El dolor de la familia

Abogado de caso Barón respondió a fiscal Díaz: "Hubo también errores de Fiscalía"
Jorge Díaz había dicho que la Fiscalía actuó correctamente, pero López Goldaracena recordó que la propia sentencia de la Corte aclara que no fue "eficiente y diligente" en el homicidio de San Luis.
En las primeras horas de la tarde de este jueves se dio a conocer la sentencia definitiva a tres personas por el crimen de Gustavo Barón en el año 2017 en San Luis, un homicidio que impactó a la comunidad local y al país por el hecho en sí pero también por el periplo judicial que tuvo.

Pese a que dos de los tres responsables habían sido condenados en 2017, quedaron en libertad tras una serie de errores y omisiones, según denunció el abogado Oscar López Goldaracena. Además, en primera instancia habían sido absueltos, algo que fue revertido por el Tribunal de Apelaciones.

Ayer, el fiscal de Corte Jorge Díaz dio una conferencia de prensa sobre este caso para defender la labor de los fiscales que actuaron.

Díaz aclaró que en el comienzo de la investigación la Fiscalía de Atlántida acusó a las tres personas como autores y coautores de este homicidio muy especialmente agravado, aunque la Justicia los absolvió.
Díaz destacó que las tres personas inicialmente acusadas por Fiscalía terminaron siendo las personas condenadas.

"En su momento las fiscales que intervinieron en el caso fueron sometidos a una crítica durísima a través de los medios. Se dijo de todo, se hicieron programas para cuestionar el accionar de los fiscales, yo recibía llamadas de comunicadores preguntándome cuándo les iba a iniciar un sumario a estos fiscales y siempre dijimos lo mismo: los partidos no terminan hasta que terminan. La vida nos ha dado la razón", afirmó.

"Que quede claro de que la Fiscalía actuó correctamente y esta es la demostración del trabajo y de que este no es un código benigno", apuntó.

No tan rápido

El abogado de la familia de la víctima, Oscar López Goldaracena, dijo a Montevideo Portal que "debe reconocerse que hubo errores judiciales por parte del juez y del Tribunal de Apelaciones, porque los elementos de prueba presentados por la Fiscalía ameritaban una condena de entrada para los tres y no se hubieran cometido, como pasó, otros delitos".

Sin embargo, dijo, "hubo también errores de la Fiscalía". "Debo recordar que no se extrajo la bala del cadáver. La sentencia de la Suprema Corte lo califica. Dice textualmente: 'en consecuencia, a juicio de la Corte, el recurso movilizado por la Fiscalía debe ser amparado, sin perjuicio de reconocer que la producción de la prueba de la acusación no haya sido lo eficiente y diligente que el caso imponía'".

"Desapasionadamente, hubo errores de la Fiscalía y del juez, y eso lo remarca la propia Justicia. Si la Fiscalía hubiera actuado correctamente hubiera presentado todas las pruebas que tenía a su alcance. Lo básico era disponer que se extrajera la bala del cadáver, un error compartido con el médico forense que no lo hizo y la Fiscalía que no pidió la nueva autopsia", agregó.

Al omitirse ordenar la exhumación del cadáver para extraer la bala, no se pudo comprobar inmediatamente que el proyectil había salido del arma incautada a los homicidas, detenidos poco después del crimen. Para el abogado, ello hubiera facilitado una condena inicial.

"Tampoco procedió al análisis de los teléfonos celulares (de los homicidas)", dijo López Goldaracena, algo que obtuvo la familia de la víctima por vía civil y lo presentó a la investigación este año. "Pero me remito a lo que dijo la propia Corte", agregó.

"Lo que deseo es que no se vuelvan a cometer estos errores en el sistema judicial, porque es un sistema, tiene que funcionar así, Fiscalía y Juzgado", apuntó.
Fuente: Montevideo Portal.